Todo sobre la Ansiedad

¿Qué es la Ansiedad?

La ansiedad es una respuesta automática que emite el cuerpo ante diversas circunstancias, por lo general de miedo a algo, que pasa la persona en algún momento de su vida. Esta enfermedad se presenta tanto en reacciones emocionales como en trastornos fisiológicos. Cabe destacar que la ansiedad es el mejor amigo del estrés; la persona que lo padece incrementa su nivel de estres y esto se desencadena en un cuadro de ansiedad.

 

Causas de la Ansiedad

Las causas de la ansiedad llegan acompañadas de diversos factores que pueden ser desde problemas que afecten nuestra personalidad y se repercuta a las personas que tenemos a nuestro alrededor.

  • Problemas familiares (divorcios, fallecimiento, accidentes)
  • Problemas económicos
  • Robos y pérdidas
  • Problemas laborales (despidos, incompatibilidad en el trabajo)
  • Consumo de alcohol
  • Consumo de drogas
  • Consumo de pastillas para dormir  o mantenerse de forma excesiva
 

¿Cómo Controlar y Combatir la Ansiedad?

Si quieres escapar de la ansiedad, tenemos algunas pautas para ponerlas en práctica y poco a poco ir desterrando cualquier situación que nos genere tensiones o preocupación, solo tenemos que leer paso a paso cada punto y tomar una guía a seguir.

1. Darnos un tiempo: Como primer punto tenemos que darnos un tiempo para hacer nuevas cosas; meditar, pensar unos minutos y decidir qué queremos, qué buscamos, y qué podemos hacer por nosotros mismos. Estudiar nuevas cosas, buscar relajarnos, mirar una película o salir a dar un paseo. Habitualmente las personas tienen muchas cosas que hacer, como trabajar, hacer deberes u obligaciones y cumplir responsabilidades. Pero muy pocas veces hacemos algo  por nosotros, salir de lo cotidiano que trae rutina y monotonía.

2. Detección de la Ansiedad: Si ya detectamos qué nos pone ansiosos, ya sea esperar a alguien, estar preocupados, tiempos cortos o estar frente al público; solo tenemos que relajarnos, respirar hondo y exhalar lentamente repetidas veces. Después de hacer esta simple terapia estaremos controlando la ansiedad.

3. Controlar y regular movimientos propios de la ansiedad: Cuando estamos ansiosos por lo general movemos alguna parte de nuestro cuerpo, casi siempre los pies o las manos, de forma repetitiva y hasta aveces frenética. Tengamos en cuenta que nuestro cerebro detecta este movimiento y  aumenta la fuerza de ritmo. Debemos saber regularlo y calmarnos, detectar desde el principio que es parte de nuestra propia ansiedad y tratar de relajarnos.

4. Ser ordenados: Si mantenemos un orden con nuestros quehaceres podremos reducir ciertos puntos de ansiedad en nuestra vida diaria ya sea en la oficina o en la universidad. Siempre tenemos que tener todas las tareas encomendadas al día, para que no se acumulen en el tiempo de entrega.

5. Cuándo decir no: Es el problema de muchas personas que padecen de ansiedad, a veces nos sentimos con mucha fuerza y energía en el trabajo o en los centros de estudios y queremos hacer todo, aceptamos nuevas tareas y misiones que se unen a las que ya estamos haciendo o terminando. Muchas veces la imperiosa necesidad de concluir nos hace estar ansiosos.

6. Controlar los tiempos: Tenemos que cuadrar horarios en nuestras horas de trabajo, y horas de estudio. No podemos estar siempre frente al ordenador o haciendo la misma función por horas ya sea en casa o en la oficina. Debemos respetar ciertos parámetros, muchas veces nuestro sentido de la vista y la excesiva concentración nos desgasta. Debemos planificar nuestro horario durante el día.

7. Cambiar métodos de pensar: Las personas que sufren de ansiedad por lo general son aquellas que se encierran en un solo problema, piensan y creen que todo está destinado a que les vaya mal y que todo conspire contra ellos. Solo deben darse cuenta de que tal vez sus problemas tienen solución y no deben darle más importancia de la que realmente tienen.

comments powered by Disqus